Productos Destacados

Hierba de Chañar, una ayuda para combatir el frío

Desde las últimas décadas existe una tendencia mundial por volver a lo natural, a lo casero, a lo que llamamos “los remedios de la abuela”. Por eso hoy te contamos qué es el Chañar y para qué se utiliza:

¿Qué es y dónde se encuentra el Chañar?

El Chañar es un árbol mediano que puede medir hasta 3mts de altura y que en Argentina lo podemos encontrar desde Jujuy hasta Río Negro; a su fruto también se lo llama Chañar.

El fruto del chañar es carnoso, de forma redondeada, tiene en su interior una única semilla, es de color anaranjado, y tiene la forma y el tamaño de una aceituna.

Es un fruto comestible, dulce, de agradable sabor, y uno de los principales alimentos de los pueblos originarios del Gran Chaco.

Del árbol Chañar podemos usar las raíces para teñir; las hojas y flores del mismo tienen propiedades expectorantes y la corteza hervida es expectorante y antisiasmática.

Con el fruto del chañar se prepara una bebida fermentada, conocida como aloja de chañar, que es una suerte de aguardiente, a la cual se le reputan propiedades antiasmáticas.

También se prepara el arrope de chañar, dulcísimo, espeso, negro, que sirve como reemplazo de mermeladas.

Uso medicinal

A nivel medicinal, el chañar es utilizado en muchos sentidos ya que se ha demostrado todos los beneficios que este arbusto ofrece para nuestro cuerpo.
El chañar es recomendado para casos y problemas en vías respiratorias como por ejemplo gripes y tos seca.
La infusión del chañar es utilizada para parar la diarrea y curar la disentería.
La corteza del chañar es recomendada para limpiar la sangre de las toxinas que no necesitamos, actuando como diurético y beneficiando a nuestros riñones.

Tal vez te interese:  La Tekka, un mimo para tu corazón

En general el chañar no ha presentado ningún síntoma adverso, pero no se recomienda ser empleado en mujeres embarazadas ni durante la lactancia.
Como recomendación final es importante que tomes estos remedios para aliviar algún síntoma descrito pero nunca como suplemento o como sustitución de algún medicamento en específico.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *