Consejos Saludables, Novedades

Las Bayas de Goji

Las bayas de Goji son el fruto del Lycium Barbarum, una especie de planta de flores o arbusto que crece típicamente en China. En varias partes del continente asiático se cree que estas bayas tienen el poder de rejuvenecer e incluso prolongar la vida. Como consecuencia, las bayas de Goji se han consumido y utilizado en una gran cantidad de platos desde hace cientos y cientos de años.

¿Qué contienen las bayas de goji?

Son un verdadero concentrado de vitaminas y nutrientes. Una baya de goji contiene numerosos aminoácidos, oligoelementos, minerales y fitosteroles. Éstos últimos optimizan la regulación de la presión arterial y limitan la producción de colesterol malo.

Los beneficios de las bayas de goji sobre la salud:

Tras el paso del tiempo, las bayas de Goji comenzaron a tenerse en cuenta para tratar distintas enfermedades y problemas de salud como la diabetes, la presión arterial alta, fiebre y problemas en la vista.

  • Ayudan a prevenir el cáncer y enfermedades que afectan el corazón
  • Fortalecen el sistema inmunológico.
  • Reducen los niveles de colesterol.
  • Son ricas en vitamina A, lo que favorece el rejuvenecimiento.
  • Tienen la capacidad de mejorar la salud del cerebro y evitar así problemas como el Alzheimer.

¿Cómo consumirlas?

Su consumo se lleva a cabo como el de un fruto seco en el que se deshidratan las unidades, jugos e infusiones como té, mediante la fermentación en vinos o en medicamentos, entre otros.

Tal vez te interese:  Ensalada con naranja siempre saludable

Al igual que las pasas, se pueden incluir en ensaladas, yogures, batidos naturales y macedonias o también como ingrediente para darle un toque dulce a los guisos.

Dos ejemplos de consumo podrían ser un yogurt natural a base de bayas de Goji, dos o tres nueces, un puñado de copos de avena y unos pocos arándanos. O para una ensalada completa, podemos combinar las bayas con rúcula, tomate, cebolla roja, maíz, garbanzos y aguacate.

Las mujeres embarazadas deben evitar un consumo abundante, pues la fruta es un estimulante para el útero y podría desencadenar un parto prematuro.

Artículos Relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *