Consejos Saludables, Novedades

¿Cuál es mi tipo de piel?

Dependiendo de tu tipo de piel hay muchas cosas que tenés que hacer para mantener tu piel sana. La mayoría de las personas no son completamente conscientes de su tipo de piel, a continuación te dejamos información para determinar cuál es tu tipo.
  • Piel normal: La piel normal tiene una sensación equilibrada. Es decir, no se siente seco ni grasoso o sensible.
  • Piel grasosa: Si constantemente te estás secando o lavando la piel para combatir la grasa, tienes la piel grasa. Esta piel tiende a tener glándulas sebáceas más grandes. Generalmente se hereda genéticamente y es propenso al acné.
  • Piel seca: Este tipo tiene una barrera de humedad comprometida a través de la cual se escapa a lo largo del día. Este tipo de piel se siente tensa y se irrita fácilmente. Es más susceptible al envejecimiento prematuro.
  • Piel mixta: Si su piel tiene más de una textura, es decir, si está seca en algunos lugares y grasa en otros, es probable que tenga una piel mixta. Por lo general, las personas con piel mixta experimentan grasa en su zona T y sequedad en cualquier otro lugar.
  • Piel sensible: La piel sensible es más propensa a la irritación. Si constantemente encuentra manchas rojas en su piel y es más susceptible al acné, es probable que tenga piel sensible.
  • Envejecimiento de la piel: El envejecimiento de la piel tiene tres factores determinantes: líneas finas/arrugas, manchas oscuras y flacidez de la piel. La piel seca tiende a envejecer más rápido, por lo tanto, el régimen de cuidado de la piel para el envejecimiento y la piel seca es similar.
Tal vez te interese:  Arepas: Beneficios Nutricionales

Consejos antes de comenzar

Pensá que tu rutina consta de tres pasos principales:

  • Limpieza – Lavarse la cara.
  • Tonificación – Equilibrar.
  • Hidratación – Hidratar y suavizar la piel.

El objetivo de cualquier rutina de cuidado de la piel es afinar su tez para que funcione de la mejor manera posible y también solucionar problemas o apuntar a cualquier área en la que desee trabajar. Permita que estos tres pasos se conviertan en su ritual diario para que fortalezca su piel.

Dale tiempo

La ciencia detrás de los productos para el cuidado de la piel ha recorrido un largo camino, pero aún no existe una solución instantánea: necesita tiempo para ver los beneficios, los resultados solo se ven a través del uso constante. En general, procure utilizar un producto durante al menos seis semanas, una o dos veces al día, para notar una diferencia.

Consejo: con cualquier producto para el cuidado de la piel, aplique en orden de consistencia, desde el más liviano hasta el más pesado. Por ejemplo, limpiador, tónico, suero y luego humectante y aceites.

En nuestros locales podés encontrar los productos de SriSriTattva recomendados para cada tipo de piel:

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *